En diferentes oportunidades he tratado la importancia que tienen los padres como guía en el proceso de crecimiento de sus hijos, en el desarrollo de su sexualidad.  Hoy te invito para que sean un equipo.

Mi hermana a quien amo tanto, sabe que estoy desplegando este medio de conexión contigo, y me envió este video para que compartiera aquí, y así lo hago hoy.   Antes de presentarlo tengo que decir que me ha dejado bastante conmovida, con lo que ha leído aquí, me ha entendido, sabe lo que quiero decir, sabe lo que quiero dejar en tu vida.

Tómate  este instante para ver este video, está en Youtube.  Te pido que si lo ves con un niño, lo hagas explicándole claramente su contenido:

¿Demasiado tarde para llegar a diálogos, a pactos, con tu hijo infante o adolescente?

No dejes que sea demasiado tarde para unirte a él o ella en equipo para desarrollar su vida, no permitas que se te haga tarde para definir METAS en sus vidas y formas de llevarlas a cabo.  SI! metas en sus vidas y metas en su sexualidad.  La sexualidad también es de metas, o dime si será una opción deseable que tu hijo o hija adolescente tenga un hijo para el que no estaba preparado(a), o que simplemente por “azar” se contagie de una enfermedad de transmisión sexual, o en plena adolescencia se “enamore” de alguien mayor que sólo lo manipula.

No dejes que pase mucho tiempo para comunicarse y sobre todo para comprenderse, tú y tu hijo.

Comprender, pactar, no imponer… En el caso del video era el niño, luego el adolescente quien tenía muy claro su camino, sabía que llenaría su vida de satisfacción.  Su padre no lo escuchó y no alcanzó a mencionarle el orgullo que sentía por verlo feliz, por verlo realizado.

“Quien lo comprende todo, perdona todo… Dios lo perdona todo, porque lo comprende todo” dice un viejo adagio.

Este es el momento!  Sean ambos  Un Equipo.  Reevalúa tus prioridades.

A mi hermana gracias, porque revitalizó mi fuerza.  Si tienes razón, debo repetirlo muchas veces.