papiro_medico_sexualidadAlgún historial sobre los métodos anticonceptivos

La prevención de embarazos no deseados ha sido una preocupación que el humano ha intentado resolver desde tiempos antiguos, es un tema que ha evolucionado para que tu hijo adolescente logre el cuidado de su vida sexual y planifique la oportunidad de instituir un nuevo núcleo familiar.

Todo lo que alberga la sexualidad ha evolucionado y continúa evolucionando  al ritmo que el ser humano ha permitido.

Hoy, adultos, jóvenes y adolescentes tienen a disposición tecnologías muy desarrolladas, que con  formación consciente y responsable puede permitir la construcción de una vida sexual satisfactoria y saludable.

Una manera de romper el hielo con tu hij@ adolescente y amenizar en temas de la sexualidad,  la anticoncepción y protección de la salud sexual puede ser compartiendo estos datos:

Sólo son datos informativos, ninguno de los métodos que se presentan a continuación previene el  embarazo no deseado, NO deben ponerlos en práctica.  El adolescente deberá Consultar al médico cual de los métodos actuales, vigentes, es el más oportuno para su caso.

2000 a.c.

Los egipcios inventaron un pequeño cono hecho de semillas de granada y cera que prevenía la  ovulación.  Es reconocido como el primer anticonceptivo con estrógenos naturales.

En China las mujeres tomaban mercurio (tóxico que puede causar cáncer) para prevenir el embarazo.

1850 a.c.-1550 a.c.

En la antigüedad los libros médicos hablan de los métodos anticonceptivos.

En el libro ‘Papyrus Petri’ se encontraban recomendaciones como: lavados vaginales con miel y bicarbonato de sodio.

El libro ‘Papyrus Ebers’ habla de un tapón de goma arábiga (por fermentación producía ácido láctico),  y dátiles que servía como espermicida.

50 d.c.

Plinio describió métodos anticonceptivos en su “Historia Natural”.  En estos tiempos las mujeres usaban  amuletos  para impedir la concepción, algunos eran tan curiosos como los que se fabricaban con  la araña Falangium envuelta en un pedazo de piel de ciervo, el que se colgaba al cuello antes de salir el sol.

70 d.c.

Soranos de Efeso, el ginecólogo más importante de la antigüedad, recomendaba que cuando el hombre fuera a eyacular, la mujer debía contener la respiración, luego levantarse, ponerse en cuclillas e intentar estornudar y beber algo frío, al igual, un gran número de técnicas profilácticas entre las que se incluyen los taponamientos vaginales y la utilización de soluciones astringentes o frutos ácidos.

Siglo XVI – XVII

Aunque se han encontrado jeroglíficos egipcios del siglo XIV A.C., en los que se muestran fundas para el pene, es solo en el Siglo XVI D.C., en plena edad media, cuando se empiezan a buscar métodos para el control de las enfermedades venéreas, llamadas hoy Infecciones de Transmisión Sexual.

En el siglo XVII D.C. el doctor Condom o Conton creó un preservativo de  intestino de oveja que tenía un hilo en la base para poder amarrarlo.

Siglo XVIII – XIX

Las mujeres utilizaban trozos de frutas en la vagina.  Se creía que esto hacia las veces de tapón y los ácidos cítricos de espermicidas.

Las duchas vaginales aparecen en el Siglo XIX como método anticonceptivo.

Después de tener relaciones sexuales, las mujeres se hacían un lavado con jabón, limón o vinagre.

Siglo XX

Estudios científicos demostraron que las hormonas controlan el ciclo menstrual  de las mujeres y que en su producción participan el cerebro y los ovarios.

Es en los años veinte cuando un famoso laboratorio alemán investiga las hormonas sexuales y aparece el primer preparado hormonal cíclico.

Años más tarde, científicos norteamericanos descubrieron que el estrógeno inhibe la ovulación.  A finales de los años 30 éste laboratorio produjo el etinilestradiol,  estrógeno que se administraba por vía oral para que no se presentara ovulación.

En los años sesenta, se aprueba en Estados Unidos la primera píldora anticonceptiva.  Esto marca un hito en la sexualidad femenina porque, desde entonces, ella puede separar la reproducción del placer.

El condón se empezó a fabricar con látex y es el único método que protege de las Infecciones de Transmisión Sexual.

Deseas conocer cómo viven otras familias con hijos adolescentes su sexualidad?

Puedes recibir GRATIS un reporte en PDF, para que analices situaciones que pueden presentarse con los adolescentes en casa y así previo análisis, vivirlos de mejor manera.  Clic aquí para recibir tu reporte Gratis.

Fuente: Datos Profamilia – Colombia